oncologicohabanaEspecialistas de instituciones cubanas concluyeron una guía destinada a garantizar la aplicación del Programa Nacional para la Vigilancia Radiológica Individual de la Exposición Interna.

Una caracterización del riesgo de incorporación de todos los trabajadores expuestos a fuentes no selladas de radiación en Cuba, constituyó el eje primordial de esta especie de manual preparado para 27 instituciones de la nación, de las cuales 21 son Departamentos de Medicina de instituciones hospitalarias.

Entre estas últimas aparecen el Instituto Nacional de Oncología y Radiobiología, en la capital, así como los hospitales Doctor Celestino Hernández Robau y Docente Oncológico María Curie, de las provincias de Villa Clara y Camagüey, respectivamente.

Los autores de la iniciativa son profesionales de los centros de Protección e Higiene de las Radiaciones (CPHR) y el Nacional de Seguridad Nuclear.
Figuran en el grupo Yoan Yera Simanca, Dayana Ramos Machado, Gladys M. López Bejerano, Nancy Acosta Rodríguez y Alma Arnau.

El trabajo es un paso muy importante para garantizar la seguridad radiológica de esos trabajadores, e incluso permitió identificar necesidades que deben seguir siendo investigadas, agregaron las mismas fuentes.

En ese sentido, prepararon un curso de dosimetría interna o cálculo de la dosis absorbida en tejidos y materia, por la exposición a la radiación ionizante, para los usuarios de las entidades cubanas y crearon un nuevo servicio a fin de tratar de satisfacer solicitudes en La Habana.
El CPHR pertenece a la Agencia de Energía Nuclear y Tecnologías de Avanzada, al igual que los centros de Isótopos, de Aplicaciones Tecnológicas y Desarrollo Nuclear, de Gestión de la Información y Desarrollo de la Energía, así como también el de Ingeniería Ambiental de Camagüey y el Instituto de Cibernética, Matemática y Física.

Tomado de RadioEnciclopedia

Anuncios