cuba-estados-unidos-banderas3Diversas organizaciones norteamericanas enviaron un memorando al presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, para instarlo a continuar la normalización de las relaciones con Cuba, informó la agencia Prensa Latina.

En el texto titulado Política de los Estados Unidos hacia Cuba: el caso del compromiso, las instituciones firmantes señalan las ventajas de continuar el acercamiento con la Isla y las posibles consecuencias negativas de revertir ese rumbo, difundió la organización Engage Cuba.

De acuerdo con ese grupo, promotor de mejores vínculos entre los dos países, el memorando fue enviado a Trump luego de que su nominado como secretario de Estado, Rex Tillerson, anunciara que se examinarán los cambios de política hacia la Isla.

En el documento, los signatarios afirman que una evaluación estrecha confirmará al compromiso constructivo, incluida la reducción de barreras comerciales y de viajes, como la mejor estrategia para impulsar el empleo y las exportaciones de Estados Unidos.

Según organizaciones como Cuba Study Group, U.S.-Cuba Business Council, Latin America Working Group, National Foreign Trade Council y la propia Engage Cuba, el progreso hacia la normalización es la mayor oportunidad de reducir la migración irregular y perfeccionar la gestión de fronteras, entre otros beneficios.

El mensaje recuerda que las modificaciones estratégicas en regulaciones comerciales y de viajes, junto con las conversaciones entre gobiernos sobre una serie de cuestiones prácticas, llevaron a avances significativos en los nexos desde el 17 de diciembre de 2014.

La administración de Trump definirá su propio acercamiento a este y otros asuntos complejos de la política exterior mientras trata de construir una agenda que sirva las prioridades del país, agregó el memorando.

Al hacerlo, continuó, lo alentamos firmemente a aplazar los principales cambios de política hasta que haya examinado cuidadosamente la forma en que los intereses de Estados Unidos se servirían mejor en sus vínculos con Cuba.

Por lo tanto, como individuos y representantes de diversas organizaciones con una larga tradición de interés no partidista en los asuntos cubano-americanos, llamamos al presidente electo a analizar el progreso alcanzado en las relaciones bilaterales, expresó el documento.

Revertir ese camino podría tener consecuencias perniciosas (…), agregaron las instituciones, además de recordar que las políticas de aislamiento aplicadas en el pasado contra la Isla no dieron resultado. (Tomado de ACN)

Anuncios