La ministra cubana de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA), Elba Rosa Pérez, destacó la importancia del plan de Estado denominado Tarea Vida, dirigido al enfrentamiento del cambio climático.

En declaraciones al Noticiero Nacional de Televisión, Pérez explicó que dicho esquema -aprobado en el Consejo de Ministros- es ambicioso, pero con conceptos muy claros.

El programa traza estrategias a corto, mediano y largo plazos para que el país pueda prepararse y adaptarse a los efectos del cambio climático.

De acuerdo con medios nacionales el documento aprobado tiene un alcance y jerarquía superiores a los anteriormente elaborados referidos al tema.

Su implementación requerirá de un programa de inversiones progresivas que se irán ejecutando a corto (año 2020), mediano (2030), largo (2050) y muy largo (2100) plazos.

Tarea Vida contempla un conjunto de acciones dirigidas a contrarrestar las afectaciones en las zonas vulnerables, tales como no permitir construcciones de nuevas viviendas en los asentamientos costeros.

Reducir -además- las áreas de cultivo próximas a las costas o dañadas por la intrusión marina a los acuíferos subterráneos.

Asimismo, contiene 11 tareas, entre las cuales figuran asegurar la disponibilidad y el uso eficiente del agua como parte del enfrentamiento a la sequía; dirigir la reforestación hacia la máxima protección de los suelos y las aguas; detener el deterioro de los arrecifes de coral, rehabilitarlos y conservarlos.

También busca como implementar otras medidas en programas, planes y proyectos vinculados a la energía renovable, la eficiencia energética, la seguridad alimentaria, la salud y el turismo.

Tomado de Radio Cadena Agramonte

Anuncios